Cuidados

Es importante que cuides la ropa de tu bebe, ya que este tiene la piel muy suave y delicada. Intenta lavarla con detergentes naturales y neutros a temperatura no superior a 30 grados, nunca uses lejía y mira de no meterla en la secadora, ya que esta podría deformar y encoger las prendas. Es importante que revises de vez en cuando los cierres y botones, ya que, aunque hayan sido confeccionados pasando los más estrictos controles de calidad y seguridad, debido al propio uso y lavado, estos podrían aflojarse y desprenderse de la prenda.